Mi vida con gafas


Siempre he tenido una vista perfecta. Durante toda mi infancia y adolescencia, debido a mis fuertes dolores de cabeza, le decían a mi madre que miraran si era de la vista.

Cada cierto tiempo, mi madre me llevaba al óptico, aprovechando las visitas de mi hermana que lleva gafas desde los dos añitos.

Siempre me decían que veía perfectamente así que nunca use gafas. Pero cuando a los 23 años me vine a estudiar a Alcalá, me di cuenta que no veía ni torta de lo que ponía en la pizarra, pero nada nada, así que ya me confirmaron mi miopía actual, que no deja de ir en aumento.

Así que mi vida ahora, es una vida con gafas.

Ya son más de 10 años con gafas y puedo decir que estas son las novenas que tengo. Cada año me suele subir y aprovechando las ofertas siempre me he hecho con algunas.

Esta vez ha sido más fácil que nunca ya que las he comprado desde casa. Envié de manera gratuita mis últimas gafas a Mister Spex, elegí el modeloy en unos días las recibí en casa.

Siempre tengo gafas en el bolso, otras en la mesita del salón, en el estudio, otras en casa de mis padres y así se que no me quedo sin ellas y podré ver a mi alrededor.

6 Comentarios

Responder a laura Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll Up